martes, 8 de enero de 2013

Re-presentaciones

Hace poco menos de un año aplaudía, en este espacio, la acertada decisión de la Asamblea Legislativa Plurinacional de elegir a dos mujeres como cabezas de ambas cámaras para que condujeran el camino de este Órgano del Estado a lo largo de este año legislativo que está cerca de concluir.

Si bien lo hacía, en cierta forma, por sus cualidades de género y generacionales y por lo que ello implica en el plano simbólico -ahí donde se crean nuevos lenguajes y nuevas gramáticas que amplían y complejizan el espacio discursivo- también lo hacía esperanzada en que el Gobierno y el partido oficialista habían escuchado las interpelaciones y reflexiones que había sembrado el, hasta ahora, año más triste del proceso de cambio: aquel 2011.

Pensaba entonces y confirmo ahora que, Gabriela y Rebeca representan sin duda, algunas de las características más nobles y más ricas de este proceso. Y cuando digo representan, quiero anclarme en la palabra, es decir, alcanzar todos los múltiples imaginarios que esa palabra como cuerpo simbólico alcanza en la mente de cada uno/a y en nuestra memoria colectiva, en la diversidad de resonancias que tiene para varios/as bolivianos/as.

Digo representan pensando, por ejemplo, en que simbolizan a ese sector de la clase media que ha entendido que la inclusión de los sectores excluidos implica renuncias de privilegios clasistas. Digo representan pensando en que encarnan los más dialógicos puentes entre las compañeras del campo y las de la ciudad. Digo re-presentan pensando en que vuelven a presentar a la posibilidad de deliberación como valor y principio democrático (no es casualidad que hasta la oposición haya reconocido su trabajo en busca del consenso). Digo representan pensando en que muchos y muchas nos sentimos así: presentes a través de ellas.

La imagen es, como siempre, del gran Abecor.

Si bien el año legislativo que concluye en las próximas semanas ha sido un año con menor grado de cumplimiento de agenda legislativa que los anteriores, en términos de cantidad, es justo también reconocer que buena parte de esta gestión legislativa, la Asamblea ha sido el lugar donde varios conflictos, incluso que competían al Ejecutivo, encontraron solución.

Si bien es cierto que, como señala el Presidente, en gestiones anteriores, los problemas de coordinación entre el Poder Ejecutivo y el Poder Legislativo pasaron inadvertidos del espacio público mediático; en ésta específicamente permitieron mostrar la cualidad institucional y democrática del mismo, cuando éste confió en el Tribunal Constitucional Plurinacional para la solución de divergencias internas, absolutamente legítimas y válidas.

Quizás hay esferas dentro del Gobierno que no lo noten, pero las muestras de divergencias internas son sanas, posibilitan soluciones creativas, generan dinámicas democráticas, son base y pulmón de la deliberación. Por lo tanto, enaltecen a la Asamblea, a nuestros/as representantes, nuestra cultura y espíritu democrático y, a la vez, al mismo Gobierno.

Quizás haya sectores del partido de Gobierno que aún lo resistan, pero el reconocimiento de la oposición al trabajo de las directivas es importante; es necesario que reconstruyamos el pluralismo político y el lugar es la Asamblea.

Finalmente, quizás haya grupos o personas que no lo entiendan, pero el simbolismo es significativo; pues funda y encarna futuro cuando la apuesta se la hace de manera efectiva y con resultados.

Como venga la mano los próximos días, Gabriela y Rebeca pasarán a la historia como dos mujeres que se queman. Ya sentenciaba pues, el poeta Jorge Fuentes, que “La sociedad está dividida / en tres grandes clases: Los explotadores. / Los que se queman. / Los que prefieren no quemarse.”
_________________________________________________________________

La nota fue publicada originalmente el pasado 06 de enero de 2013, en el suplemento IDEAS de Página Siete, pueden consultarlo en este link: http://bit.ly/VC8WrH

Tuiteando ando

Vacas Sagradas

Vacas Sagradas

Sarelisa, las almas gemelas. Los cuentos compartidos. Ellas. Nosotras.

Arcángel

Arcángel

Habrá palabras para la nueva historia y es preciso encontrarlas antes de que sea tarde.

Ángel González

Histérica

Histérica

Los 4 siglos que duró la inquisición fueron llevadas a la hoguera 8 millones de personas, la mayoría mujeres. Lo que da un total de 55 personas ejecutadas diariamente durante sólo 400 años. Si la inquisición me hubiera juzgado sería por hereje, apóstata, materialista, libertina, sediciosa, cismática, blasfema, presbilesbiana, testícula de Jehová, antiperonista, rebelde, pertinaz, contumaz y puta.

Liliana Felipe

Memoria Vigilante

Memoria Vigilante

Y los ratones hicieron una alianza y la serpiente de cascabel le puso el cascabel al gato.

Jairo Aníbal Niño